domingo, 14 de febrero de 2010

AR Cas - Sistema múltiple en Cassiopeia

AR Cassiopeiae (SHJ 355) es un sistema no muy conocido entre los aficionados, pero que para mi es una de las estrellas múltiples más atractivas que puede observarse.

Además, tiene dos alicientes añadidos, el primero es que AR Cas es una variable eclipsante tipo Algol; y el segundo es presentarse en el mismo campo del ocular de 10mm (125x) junto a otra estrella doble: SFT 3022.

Estos son los datos que presenta el WDS para este sistema que se encuentra en las coordenadas AR 23h 30,0m / Dec. +58º 33’:

23300+5833 STT 496 AB - AP 335º / Sep 1.5” / Mag. 4.87-9.3
23300+5833 SHJ 355 AC - AP 268º / Sep 76.0” / Mag. 4.87-7.23
23300+5833 HJ 1888 AE - AP 116º / Sep 40.6” / Mag. 4.87-11.28
23300+5833 HJ 1888 AF – AP 339º / Sep 67.0” / Mag. 4.87-10.59
23300+5833 HJ 1888 AG – AP 348º / Sep 67.1” / Mag. 4.87-11.11
23300+5833 BU 1149 AI – AP 208º / Sep 229.1” / Mag. 4.87-9.87
23300+5833 DA 2 CD – AP 214º / Sep 1.4” / Mag. 7.23-9.06

Y para la STF 3022 (AR 23h 09m / Dec. +58º 25’):
23309+5825 STF3022 AB – AP 226º / Sep 20.7” / Mag. 8.34-9.94

Este es el dibujo que hice con el Photoshop durante la observación del 9 de noviembre de 2007:

Estuve un buen rato peleándome con este sistema, ya que a pesar de tener unas condiciones de observación óptimas, me veía afectado por cierta contaminación lumínica que me dificultaba ver las estrellas más débiles. Por ello, para disfrutar de todo lo que ofrece AR Cas, lo mejor es intentar la observación desde un lugar oscuro.

Con mi telescopio de 127mm no pude desdoblar las componentes A/B ni por casualidad. Puse el máximo aumento útil que me permite mi telescopio (250x) pero lo único que conseguí fue apreciar la típica afectación del seeing.

Decidí no pedir peras al olmo (las componentes C/D tampoco las desdoblo) y contentarme, que no es poco, con la observación más plácida a 125x. Con estos aumentos fui capaz de ver todas las componentes restantes, es decir, E, F, G e I, y la vistosa doble STF 3022 en el mismo campo.

En cuanto a colores, la componente A la vi blanca. La componente C, también blanca, aunque no tan inmaculada como la principal. Y el resto, las vi tan débiles que no fui capaz de distinguir ningún color.

La secundaria que más dificultades me dio fue la E que con su poco brillo se encontraba “canibalizada” por la componente principal.

Para no perdernos entre tanta componente, adjunto el dibujo con las etiquetas correspondientes a cada estrella:

En definitiva, un sistema que da mucho juego a un telescopio como el mío y que sería realmente espectacular con uno de mayor diámetro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada